-

Embudos de CRM: clasifica a tus clientes por etapas

David
David Pellicer
22 de septiembre de 2020
Embudos de CRM: clasifica a tus clientes por etapas
El módulo CRM de TIMP es genial. Como sabes, te ayuda a realizar un seguimiento profesional de tus usuarios, mejorar tus procesos de gestión y ofrecer una atención al cliente personalizada al máximo.

Hace poco te explicamos cómo sacar el máximo partido a las Tareas de CRM, así como a la función Etiquetas de este módulo.

Ahora es el momento de conocer cómo aplicar los Embudos de CRM en tu centro. 

Imagina una herramienta que te permite conocer cuántos clientes se encuentran en una determinada etapa comercial para poder ofrecerles lo que necesitan en cada una. ¡Podrías hacerles avanzar hacia una fidelización completa!

No imagines más: esa herramienta es Embudos.


Embudos: conoce en qué etapa está cada cliente y actúa

En cualquier negocio, todo cliente tiene un recorrido que podemos diferenciar en etapas. Al saber en cuál de ellas se encuentra un usuario podemos realizar acciones con esa persona para que pase a la siguiente etapa, de modo que sea cada vez más fiel a nuestra marca y renueve siempre nuestros servicios.

Pues bien, al conjunto de esas etapas se le llama embudo y el CRM de TIMP te permite generar todos los que quieras para ofrecer el mejor servicio a tus clientes.

Veamos cómo se utilizan.


Crea tu primer embudo en TIMP

Crear un embudo en TIMP es muy sencillo. Lo primero es saber qué tipos de embudo quieres monitorizar en tu centro. Como ejemplo, vamos a suponer que quieres realizar un seguimiento de tus clientes de prueba, es decir, aquellos contactos que vienen una vez a tu centro para probar las instalaciones y decidir si se convierten finalmente en clientes. 

Lógicamente tú quieres que se decidan por eso último, así que si quieres tener éxito y aumentar tu base de clientes deberás ofrecerles lo que necesitan en cada paso del camino. Ese camino es tu embudo “Clientes de prueba”. Creémoslo:

Desde tu panel de control, accede al apartado CRM y una vez allí entra en la pestaña Embudos. Ahora clica en Nuevo embudo y dale el nombre “Clientes de prueba”.

Si lo deseas añade una breve descripción para tu embudo y luego asigna el profesional o profesionales de tu centro que lo supervisarán.

A continuación pulsa en Crear embudo y ya tendrás el primer paso completado.



Crea las columnas de tu embudo

Con nuestro flamante embudo creado, es el momento de generar las distintas etapas comerciales que lo componen: aquellas por las que pueden pasar tus clientes de prueba. A estas etapas las llamamos “columnas”.

Para ello, clica en el botón Añadir columna y dale un nombre. En nuestro ejemplo vamos a llamar a esta primera columna “Muestra interés”, que nos indicará que los contactos situados aquí han solicitado información sobre los servicios del centro, los precios, etc.

Luego indica el tiempo en días que debería permanecer un cliente de prueba en esta columna: es el periodo máximo en el que deberías realizar alguna acción con los contactos que se encuentren aquí o el plazo máximo que puedes esperar a que ellos mismos cambien de etapa en tu centro (cuando lo hagan tú los cambiarás de columna en el embudo).


Cuando cliques en Crear columna podrás verla en el embudo y editarla después si lo necesitas.



Siguiendo el mismo procedimiento puedes crear el resto de columnas que conformarán las etapas de este embudo.


Sitúa a tus clientes en la etapa correspondiente

Ya está creado y solo te falta añadir en tu embudo a los clientes correspondientes. En este caso, clientes de prueba.

Supón que acaban de llegar al centro dos personas que quieren conocer tus servicios e instalaciones: Isabel y Alberto. Sin duda son clientes de prueba, y vamos a ponerlos en la columna correspondiente del embudo: “Muestra interés”.

Para hacerlo, clica la cruz en la esquina superior derecha de esa columna y teclea su nombre, que aparecerá para que lo puedas añadir.

A partir de aquí, cámbialos a la columna que corresponda en cada momento arrastrando su nombre de una a otra:



Gracias a los embudos te será mucho más fácil saber qué acciones realizar con cada cliente y cuándo es el mejor momento para hacerlo.

En este vídeo puedes ver en detalle cómo se añaden clientes a un embudo y lo sencillo que es cambiarlos de columna o etapa:

 

Como has podido ver, a muchos de esos alumnos del ejemplo se les ha añadido una etiqueta que te ayuda conocer mejor su caso concreto desde la misma vista de embudo. Ya puedes combinar Embudos y Etiquetas con la herramienta Tareas para planificar acciones dirigidas a cada cliente en función de la etapa en que se encuentre, y que ninguna se quede sin hacer. 

Esto hará de tus servicios y atención al cliente algo 100% personalizado. 

El tiempo es poder

Disfruta de lo que te hace feliz y deja la gestión de tu negocio en nuestras manos.

¡Empieza ahora!
El tiempo es poder

¡Suscríbete!

Recibe en tu bandeja de entrada todas las novedades sobre gestión y tendencias en el sector.

¡Síguenos!

Este sitio web/aplicación utiliza cookies propias y de terceros con fines técnicos, de análisis del tráfico y para facilitar la inserción de contenidos en redes sociales a petición del usuario. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información consulte nuestra política de cookies